EL SENDERO DE LOS APALACHES: Georgia…North Carolina…Tennessee…Virginia…West Virginia…Maryland…Pennsylvania…New Jersey…New York…Connecticut…Massachusetts…Vermont…New Hampshire…Maine

sábado, 3 de junio de 2017

AT017-Damascus a Troutdale (Hostel Baptist Church)


Hola amigos,

Os paso un resumen de estos tres últimos días:


Jueves, 1 de Junio

Damascus a Lost Mountain Shelter

Me da un poco de pena dejar Damascus. Es un lugar muy bonito, con un río que cruza la ciudad y sobre el que gira la vida del pueblo. Hay ambiente de montañeros y Thru-Hikers.

Antes de partir he de ir necesariamente a comprar una botella de propano, algo que consigo hacer en el primer General Store que veo abierto. El precio 9,50$. Una pasada. Abusan un montón de los Thru-Hikers, ya que no tenemos otras opciones y estamos a su merced.

De regreso me encuentro con Tommy, el chico de Quebec, con nickname "bamf", que se quedó en Erwin con los tobillos muy hinchados. Llegó ayer noche y, al no haber sitio en el hostel, instaló su tienda de campaña en el jardín. Es un chico muy majo y educado.

Cuando me pongo en marcha dejo en el hostel a "poco" y "cuatro pelos". Lentamente voy saliendo de la ciudad a través de un camino que discurre paralelo al río, a la vez que voy ganando altura hasta llegar a Straight Mountain. 

La comida diaria empieza a ser un clásico: Pasta, con dos huevos cocidos. Es fácil de preparar y aporta la energía necesaria. Procuro hacerla siempre que puedo en una cabaña porque tiene medios y prácticamente siempre hay agua cerca. Hoy ha tocado en el Shelter Saunders. 

Para la tarde quedan 7 millas. Como siempre hay que salvar alguna pendiente. Hoy ha sido la subida al Shelter desde Grassy Ridge Road, un lugar éste muy bonito, con un río bravo y truchero, en el que he podido ver varios pescadores y también jinetes a caballo haciendo duras para ellos acondicionadas.

Son las 18:30h y se desata una tormenta. No para de llover durante un par de horas. Como veis no hay tregua, lleva un montón de días seguidos lloviendo, aunque no hace frío.
Por lo demás, estoy bien, sigo con mis dolores e incomunicado.

¡Buenas noches!

Posición en el Shelter: 36.644142, -81.655841 y 1051 m de altitud


Viernes, 2 de Junio

Lost Mountain Shelter a Wise Shelter 

Me levanto a las 6,30h porque quiero hacer unos 30 km con el fin de poder ir mañana a dormir a un hostel en la ciudad de Troutdale. Después de desayunar un poco y recoger mis pertenencias me pongo en marcha media hora mas tarde. He de recorrer 21 km para llegar a la próxima cabaña, lugar al que llego después de 7 horas y media de durísima subida a Rogers Mountain. 

Preparo mi comida en el Shelter y descanso un rato, para ponerme de nuevo en marcha a las 15:30h. Por delante 5 millas (8 km) a recorrer. Según el libro de viaje del Appalachian Trail prácticamente todo bajar. Pero no es así, no hemos dejado una sola cima por subir, por pequeña que ésta fuera. Todo el camino de piedra, con grandes escalones, y muchos puntos técnicos y peligrosos para quien porta un mochila con mucho peso.

Llego al Shelter 3 horas más tarde literalmente agotado, con mucho dolor en los tobillos, rodilla derecha y mi sufrida costilla, que hoy ha trabajado un montón en las bajadas, reteniendo el peso de la mochila con los bastones. Espero recuperar mi dolorido cuerpo para mañana.

Por el camino he encontrado un iPhone de gama alta. Deduzco que es de una mujer, porque la carcasa y accesorios son de color rosa. No tengo ni idea de cómo funciona y además tiene contraseña. He de encontrar la forma de localizar a su dueña y entregarle el móvil. Seguro que tiene un gran disgusto.

Duermen en la cabaña dos abuelos con sus nietos. Me han pedido permiso para dormir conmigo. Los niños se portan muy bien. La verdad es que me gusta que duerman conmigo. Es muy triste pasar la noche solo en un Shelter.

¡Ondo lo egin!

Posición en el Shelter: 36.653766, -81.498343 y 1447 m de altitud


En el día de hoy, Sábado, 3 de Junio

No quiero hablar de la ruta de hoy, ni de mis múltiples dolencias, ni de las montañas que he subido y bajado, hoy o en días anteriores, ni siquiera de los kilómetros que llevo hechos. Hoy quiero hablar del Appalachian Trail, que es mucho más que una travesía o un reto deportivo, aunque éste sea de gran calado.

Hasta este momento pensaba que terminar el Appalachian Trail era un mérito exclusivamente mío y que dependía totalmente de mis fuerzas y capacidades, pero ahora soy plenamente consciente de que no es así. He pecado de soberbia y así lo reconozco.

¿Y porqué digo esto? Pues sencillamente porque jamás lograré terminar esta travesía sin la ayuda y el cariño de los Trail Ángels, todas esas personas buenas, que se preocupan de los demás, de la gente que sufre, que muchas veces no tiene donde "sujetarse". Ellos me han prestado, me prestan y estoy seguro que me seguirán prestando su ayuda en el futuro, de forma totalmente desinteresada.

Si cabe, hoy me siento más ilusionado que nunca por llegar a Maine y completar mi travesía en Katahdin Mountain. Quiero con ello brindar, y de alguna manera repartir ese logro, ese éxito si podemos llamarlo así, entre todos mis Trail Ángels, entre toda la gente maravillosa que rodea esta ruta de leyenda.

Si amigos, el Appalachian Trail no es subir y bajar montañas sin más sentido. Es compartir, es llegar al corazón de la gente, es aprender y crecer como persona. Todo lo que un montañero pueda sufrir haciendo esta ruta -que es mucho- se queda en nada al lado de gestos como los que yo he tenido oportunidad de vivir en varias ocasiones desde que estoy en EEUU.

¡Muchas gracias Trail Ángels!
Thanks very much!


Para ilustrar esto que digo pondré un ejemplo de hoy mismo.

He terminado mi jornada a las 16:30h, después de 25 km y 10 horas de marcha, directamente en un cruce de carretera, a unas 3 millas del Church Baptist Hostel, donde tengo previsto alojarme. A partir de este momento he de solventar dos problemas…

Uno: Cómo llegar hasta el Hostel, que no sé donde está situado. No tengo otra opción que hacer autostop. Después de un rato me para un señor, de nombre Stan, que en un Subaru Outback me lleva hasta la misma puerta del Hostel, desviándose para ello de su ruta.

Dos: Ya en el Hostel pregunto donde puedo ir a comer y comprar provisiones. La respuesta es que lo más cercano se encuentra a 6 millas. Son pasadas las cinco de la tarde y los Market cierran a las seis. Sin ducharme ni nada, vuelvo a la carretera a hacer autostop. Pasa un rato grande y, cuando ya casi me doy por vencido, se detiene una camioneta tipo pick-up. En ella viaja el matrimonio Bill y Lisa Ring. Les explico la situación y se ofrecen a llevarme, aunque ellos viven al lado de donde yo estoy solicitando ayuda, como sabré más tarde.

Me llevan a un General Store que conocen, de nombre Fox Creek, donde me atiende su dueña Martha, una mujer muy amable y sonriente. Me ven tan famélico, que en unos instantes me preparan una hamburguesa grande que tenía de todo, con una coca-cola, y me dan otra segunda hamburguesa para que me la lleve. Todo esto, con Bill y Lisa sentados en mi mesa. Con la ayuda de Martha, compro aquí mismo las provisiones que me hacen falta, incluso me regala barritas energéticas. 

Con el estómago lleno y mis compras hechas regresamos al Hostel, hasta la misma puerta. Antes pasamos por su casa para que yo pueda verla, que está cuidada y es muy bonita. Me emociona el cariño con el que me han tratado. ¡Cuánto tenemos que aprender!

De nuevo he tenido que usar mi "llamador de ángeles". Muchas gracias mis Trail Ángels de hoy: Stan, Bill y Lisa. Un abrazo enorme para los tres.

Mañana Dios dirá...

Posición en el Hostel: 36.701252, -81.442902 y 974 m de altitud

Os dejo con la canción "Lay low" de Josh Turner

Un abrazo


No hay comentarios:

Publicar un comentario